Las 5 reglas para conservar un buen estado de salud

Todo mundo te recomienda comer o beber algo para mantenerte saludable, y ahora, con el boom de todo lo healthy y la gran oferta que existe en el mercado sobre productos de nombre raro que ayudan a mejorar tu salud, ya no sabes ni que elegir…No sabes ni por donde empezar.

Es por eso que hoy quiero hablar de mis cinco reglas para que puedas comenzar a adentrarte en este mundo saludable y que poco a poco puedas experimentar los beneficios cambios que traerá este estilo de vida.

1. Descansa.

Seguramente sabes que si no duermes bien tenderás a engordar. ¿Sabes porqué? Es debido a que cuando nuestro cuerpo no descansa bien, secretamos una hormona llamada cortisol, que pone a nuestro organismo en estado de acumulación de grasa. Además, justo en estas 8 horas de sueño, es cuando nuestro organismo se regenera y se limpia.

2. Bebe agua buena.

Es recomendable beber la suficiente agua para mantener a tu cuerpo hidratado, pero también para que tengamos una mejor absorción de nutrientes. Beber agua que no haya sido contaminada con sustancias químicas que la depuran es fundamental, el agua buena es aquella que mantiene sus minerales, también conocida como dura, que es alta en calcio y magnesio y favorece al pH óptimo.

3. Llevar una buena alimentación.

Incluye vegetales en todas tus comidas, es por ello que recomiendo como desayuno un licuado en el que puedas mezclar algunos verdes, consume granos como arroz integral, pasta de quinoa, frijoles y lentejas orgánicas, algunas semillas y nueces.

Es importante elegir las mejores proteínas, que en general recomiendo pescados, pollo orgánico y huevo. Añade tés de hierbas para depurar tu organismo, algas como la nori (la del sushi), pólen, y algunos superfoods.

4. Realiza ejercicio.

Elige el que más se adecúe a tu vida, que realmente disfrutes y que no implique un sacrificio. Obviamente será un esfuerzo, pero se trata de que lo disfrutes al máximo y obtengas todos los beneficios. A mi me encanta correr, pero puedes elegir cualquier opción que se acomode a tu estilo de vida.

Acuérdate que el exceso de ejercicio puede liberar radicales libres y esto daña a tu cuerpo, lo envejece.

5. Vida en equilibrio.

Somos lo que pensamos. Si eres una persona positiva, agradecida y te apasiona lo que haces en tu vida, poco a poco irás recobrando el equilibrio. Ríe más, haz cosas que te gusten, respira adecuadamente, practica alguna actividad que te permita conectarte contigo mismo, como el yoga o la meditación.

Espero que estos consejos te sirvan, recuerda que debes irlos incorporando a tu vida de forma paulatina para que no representen un peso. Debes disfrutar tu transición hacia un estilo de vida que te va a traer más beneficios de los que crees.