10 RAZONES PARA CORRER 10K

Es la distancia más popular de todos los tiempos. Quizá, la mayoría de las que hoy son maratonistas, empezaron corriendo un 10k y de ahí saltaron a una distancia más larga. Sin embargo, hacer esta prueba implica un agradable reto que te acercará más al running y si ya eres más experimentada, a mejorar tu velocidad y tomarlo como base para una distancia más demandante.

1. Es una distancia alcanzable para las principiantes. Si ya has corrido-trotado 5k, doblar la distancia será un reto alcanzable en un par de semanas.

2. Funciona como entrenamiento para 21 y 42k. Claro, el tiempo que hagas en los 10k es la base de la fuerza, resistencia y velocidad que requieres para hacer un plan de entrenamiento que te permite calcular tu tiempo en distancias más largas.

3. Podrás participar en muchas carreras. Eso es maravilloso, las posibilidades de escoger tus batallas son infinitas, prácticamente cada semana tienes la oportunidad de prepararte para una. Además, eso hará que mejores tus tiempos más rápido.

4. No necesitas invertir tanto dinero para correrlo. Un buen par de calzado deportivo de acuerdo a tu tipo de pisada, es lo único que necesitas. El resto de accesorios ya dependen de tu criterio y presupuesto.

5. Es un buen quemador de grasa. Como correr 10k te lleva más de 30 minutos, por lo tanto, después de quemar los carbohidratos empezarás a hacer lo mismo con la grasa acumulada. Si además tu capacidad física te da para correrlos al 70%-80% de tu Frecuencia Cardiaca Máxima, la quema de grasa será más alta y por más tiempo.

6. Es un buen entrenamiento mental. Hay quienes dicen que después del km 6 sienten la necesidad de abandonar, un 10k te permite desistir y alcanzar tu objetivo sin tanto esfuerzo. Es la mezcla perfecta de velocidad y distancia. Al final, aprenderás a lidiar con el tema de tanto practicarlo.

7. No implica tanto sacrificio. A diferencia de un 21k o 42k donde las distancias largas de fin de semana podrían ir de 1 hora con 30 minutos y hasta 3 horas, en un 10k, no entrenarás más de una hora al día. Además, podrás descansar dos días a la semana y salir con tus amigos sin estar atado a un entrenamiento más rígido.

8. Podrás unirte a un grupo para encontrar más motivación. Existen grupos que no cobran por afiliarte a ellos y en los que encontrarás amigos que te podrían retar y motivar a mejorar en tu entrenamiento.

9. Mejorará tu velocidad y resistencia. La ventaja de esta distancia es que te enseña a practicar los Negative Splits, es decir, empezar despacio y cerrar con más rápidez. Aprenderás a correr rápido durante más tiempo que en los ejercicios de velocidad como el fartlek o los intervalos y te recuperarás casi de inmediato.

10. Serás inspiración para más mujeres. Lo más seguro que es muchas más quieran intentarlo porque el sacrificio y esfuerzo no es tan alto y ven los resultados en ti.