Back to the routine

Casi todos, después de unas vacaciones y de estar tranquilos, tenemos que regresar a la vida normal, bueno, a los atletas nos pasa lo mismo. Termina la temporada, te dan un descanso, comes lo que quieres, haces cosas que no tengan nada que ver con tu deporte/entrenamiento, te olvidas de tus preocupaciones y te ocupas en otras cosas pero cuando menos te das cuenta, ese lapso de tiempo está por terminar, entonces ¿cómo te das cuenta de que ya estás listo para volver a entrenar? Fácil, comienzas a extrañar tus actividades, entrenamientos, ya no te sientes fastidiado ni agotado, piensas en nuevos objetivos y te emociona saber que volverás y con aún mejor actitud que la temporada pasada.

Es duro volver, empezar de cero es algo que a nadie le gusta y  los primeros días piensas ¿qué pasa conmigo? ¿qué es lo que voy a hacer?, ¡esto era mi calentamiento cuando estaba en mi mejor forma! Pasan una, dos, tres semanas o hasta un mes (unos tardan más, otros menos) pero al final todos volvemos a tener la condición que teníamos antes.

Tal vez sea difícil volver, pero siempre hay que tener la mejor actitud para una nueva temporada llena de nuevas experiencias y aprendizajes por eso te daré unos tips para planear una excelente temporada competitiva.

1. Autoevalúate

Haz un recuento de tu temporada, pros y contras, puntos de mejora y fortalezas, esto te ayudará a planificar tu próxima temporada, basándote en tus puntos de mejora.

2. Habla con tu entrenador

Platícale de tus competencias pasadas, tus sensaciones, tus pensamientos, tus objetivos y propósitos para la próxima temporada. Tener una buena comunicación con tu entrenador es básico para hacer un buen trabajo entrenador-atleta.

3. Planifica

Haz un calendario, planea tus próximas competencias con tiempo, ve la mejor opción para tener un buen rendimiento en cada una de las competencias en las que participes.

4. Busca una motivación

Haz una buena playlist, un álbum de fotos de tus mejores competencias y recuerdos que te ayuden a motivarte día a día

5. Ten en orden tu equipo de entrenamiento

Asegúrate de que tu equipo de entrenamiento esté impecable, afina cada material que tiene para que esté listo para el momento en el que lo ocupes.

Ivanna Cervantes